Fusilamiento del revolucionario salvadoreño Agustín Farabundo Martí

1° de febrero de 1932 | 0
Entregado a la lucha revolucionaria desde muy joven, sus primeras acciones demostraron su profundo sentimiento internacionalista. Surgió a la vida política al apoyar un movimiento popular por la unidad de Centroamérica. Más tarde se unió a la guerrilla de Sandino y junto al líder nicaragüense conquistó las insignias de coronel. En 1930, de regreso a El Salvador, organizó a los obreros y campesinos; por su meritoria labor en este empeño fue electo secretario general del Partido Comunista. En 1931 el país cayó en manos de la dictadura de Maximiliano Hernández, quien desató una brutal represión contra el movimiento revolucionario. Farabundo Martí se dio a la tarea de preparar la insurrección popular contra la tiranía. Fue detenido, junto con otros compañeros, días antes de que se iniciaran las sublevaciones. Un día como hoy fue fusilado.